Top
U376798

Ana Botín: lo que jamás nunca nadie se atrevió a decirle a la presidenta del Banco Santanter

Seguramente ella esté encantada con su fondo de armario y con cada una de las propuestas que pasea por medio mundo, pero creo que ya es hora de que alguien le diga a Ana Patricia Botín que necesita un estilista. Y con urgencia, por favor. Porque no creo que la presidenta del Banco Santander se conforme sólo con tener clase, porque la tiene, y una elegancia innata que le caracteriza. Pero es precisamente este detalle el que me ha llevado a hacer esta reflexión en ‘voz alta’: me gustan los retos y cambiar el armario de Botín sería, sin lugar a dudas, uno de los planteamientos más excitantes que se me han pasado por la cabeza en las últimas horas.

Pensar que el mejor ‘outfit’ que he visto de Ana Botín lo firma ZARA no me asusta. ZARA es bien. Hablo de esta propuesta: una aparente y emblemática chaqueta desflecada que a simple vista -y más en la percha de Botín- puede parecer estar firmada por la casa francesa de Chanel, pero no. En realidad pertenece a la última colección de la marca ‘low cost’ de Inditex. Una maravilla por el módico precio de 69€.

Ahora bien, lo que sí me aterra son el resto de sus estilismos: cuando no viste -casi siempre lo hace- de rojo, entendemos que por corporativismo, se atreve a combinar el citado color con el rosa, se enfunda en empolvadas americanas o en barrocos y complicados vestidos como el que llevó en la pasada cena de gala en Buckingham durante la visita de Estado de los Reyes que muy poca justicia le hacía.

De Ana siempre se ha dicho que es una mujer a la que le gusta pasar desapercibida. Vestir discreta e ir bien no es incompatible. Y acostumbrada a aparecer en la lista de ‘Forbes’ como una de las mujeres más poderosas del mundo, no entiendo cómo Botín no cuenta con un equipo de asesores de imagen que le den un ‘fashion shower’ y hagan ver de ella lo que realmente es: una mujer brillante. ‘Una imagen vale más que mil palabras’, reza el dicho, y recuerdo.

Y básicamente este es el mensaje que quiero lanzar a Botín desde aquí. Porque recursos tiene. Tiene dinero, tiene buena silueta y tiene clase. Ahora sólo necesita un buen estilista que le diga que combinar el rosa con el rojo -a menos que seas una ‘it girl’ o lleves un diseño de mi amiga Ágatha Ruiz de la Prada es mejor no hacerlo, que ese corte de pelo está totalmente ‘old fashioned’, que esos bellos joyones no brillan bien así como los luce, que la ropa hay que ajustarla, combinarla, y un largo etcétera, etcétera, etcétera. ¡Tantas cosas! ¡En fin, pues lo que hace un estilista!

Y a todo esto, ¿qué pensaría doña Letizia de su look al verla la otra noche en Londres? Me encantaría saberlo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>